...

28.11.13

¿Cómo enfrentar el bullying o la intimidación?

¿Cómo enfrentar el bullying o la intimidación?




By Emma Restrepo for Nuestra Gente

¿Cómo enfrentar el bullying o la intimidación?

Algunos opinan que el bullying o la intimidación comenzó en los sesentas e incluso, en los cincuentas. Difícil saberlo. Lo cierto es que existe desde hace años, pero es en la era del Internet que se ha convertido en un problema de grandes magnitudes.

Al bullying en español podrías llamarle intimidación, pero para los hispanos que vivimos en los Estados Unidos, bullying es el término con el que lo identificamos.

Como todo problema que involucra victimarios y víctimas, es una cadena que por lo general, viene desde el hogar. Es decir, padres agresivos y conflictivos tienen grandes opciones de crear niños y niñas bullying; y ten cuidado porque quienes son víctimas del bullying en casa o en la escuela, tienen más propensión a ser bullyings en el futuro.

Las redes sociales han hecho de éste un asunto más doloroso, complejo y difícil de tratar porque quien es bullying tiene una gran audiencia y además hace sus fechorías durante 24 horas continuas. Hace años, nuestros hijos llegaban de la escuela, cerraban la puerta, y los bullyings quedaban afuera. Hoy eso es impensable.

Glenn R. Stutzky, Instructor de Clínica de Michigan State University nos explicó que el bullying ocurre cuando una persona o grupo ataca repetidas veces a una persona que es más débil o vulnerable. “El bullying puede ir desde amenzas, y el uso de apodos hasta el rumor como arma, en muchos casos un arma mortal”.

“Pero aunque es muy doloroso, es una excelente oportunidad para enseñarles a nuestros hijos e hijas a enfrentar problemas y a resolverlos”, dijo Barbara Duffiel directora de la Asociación Nacional de Niños y Jóvenes Sin Techo.

Ahora bien, en muchos casos es difícil saber si nuestros hijos son víctimas, o victimarios del bullying porque no sabemos qué sucede en la escuela. Si sucede en casa, las probabilidades de frenarlo son mucho más altas. Entonces lo primero que tienes que hacer es identificar si tus hijos son víctimas.
¿Cómo reconocerlo? Hay un detalle muy importante: conversa con tus hijos cuando llegan de la escuela. Ese momento es crucial. Debes estar muy atenta a lo que dicen, a su estado de ánimo; debes identificar si están molestos, distraídos, o de mal humor. Todas estas pueden ser señales.

También puedes visitar con cierta frecuencia el Facebook de tus hijos y hazlo en compañía de ellos, de manera que se vuelva un momento divertido en el que puedan estrechar lazos. O pregúntales directamente si están siendo víctimas de bullying y conviértete en su mejor amiga.


Si identificas que efectivamente están siendo víctimas:

  • Habla con él o con la profesora a solas, y luego propicia una pequeña reunión entre profesor y tu hijo o hija.
  • Habla con el director o la directora de la escuela y coméntale tus dudas e inquietudes. Pídale ayuda.
  • Durante un tiempo, limita el uso y el acceso a la información de terceros en el Facebook.
Algunas de estas medidas ayudan a minimizar el problema y otras, pueden atacarlo de raíz. Quizás lo más importante, como comentó Pablo Carvajal, experto en mediación y reparación de conflictos, “es invitar a quienes hacen parte del bullying a una serie de reuniones en donde el diálogo sea la herramienta. Reuniones en compañía de adultos con suficiente formación e información para guiar la discusión. Este tipo de encuentros deben ser confidenciales y deben tener un seguimiento. Son encuentros en los que el victimario puede escuchar a la víctima, tener empatía y pedir disculpas. Así mismo, la víctima puede conocer las razones, muchas veces inconscientes, que llevan al bullying a actuar. Vivir un proceso como este puede ser altamente reparador para ambas partes y puede tener un muy profundo efecto positivo para la vida adulta de las dos partes involucradas”.

Y no olvides lo siguiente:

  • Más que un tema de control y castigo liderado por la policía escolar, es un tema de resolución de conflictos y de diálogo. Así como de crecimiento y reparación para las dos partes.
  • Trata de que tu hijo o hija hagan parte de actividades distintas a las de la escuela que les ofrezcan otras perspectivas y caras nuevas. Esto les dará la idea de que el micro mundo de la escuela no es el único. Les mostrará que la vida es un universo ilimitado de opciones y es muy importante que ellos lo perciban y lo vivan.
Lo más importante, como nos dijo Richard Hazler, es que “tenga relaciones cálidas, de respeto y diálogo en la familia”. Las familias en donde se comparte se dialoga, y en las que hay unión, producen hijos e hijas con mayores potenciales para enfrentar el mundo moderno”. Richard Hazler es autor del libro Bullying: Reconocimiento y Respuesta.

Emma Restrepo es escritora independiente que vive en Filadelfia y además de ser colaboradora de Nuestra Gente escribe sobre temas especiales para el diario El Nuevo Herald de Miami, y el periódico Hoy, de Ecuador.

No hay comentarios. :

Publicar un comentario

 

Twitter

Google +

Facebook

Pinterest

Periscope


Esposa Perfecta en Periscope

@EsposaPerfecta

Instagram